• Seleccionado de Huatulco-Valles Centrales, obtienen reconocimiento para Oaxaca y no solo a un equipo.

Monterrey, Nuevo León., 16 de Agosto de 2012.- “Con la participación de Oaxaca del nacional “De la Calle a la Cancha”, en la rama varonil, los honores que recibieron por su digno papel en el terreno de juego no son solamente para el seleccionado de Huatulco y Valles Centrales, sino de esta forma se obtiene un reconocimiento para todo el estado y no para un solo equipo”, espetaban los seleccionados estatales de esa entidad oaxaqueña luego perder 8 por 7 ante el selectivo de Baja California Sur.

Los oaxaqueños recibieron del público asistente y organizadores de este certamen, amplios reconocimientos por sus logros alcanzados durante este campeonato. “Vinieron a romperse el alma, entraron y jugaron con todo, indudablemente llegaron con la mentalidad y sueño de hacer historia y lo lograron”, referían algunas voces. Con la tristeza natural de no llevarse el máximo cetro a su estado, su característica tez morena y mediana complexión, la escuadra oaxaqueña jugo con corazón, vehemencia y nunca sucumbió al deseo de llevarse a su estado alguna presea de esta justa deportiva.

Con antelación, visores deportivos habían confiado que Oaxaca era el favorito por el orden con el que se plantaban en la cancha tanto a través de sus jugadores encabezados por su capitán Jorge “Coco” Martínez Robles (portero), Juan Uriel “Solín” Alderete, Melesio “Mele” Juárez, Elier “Gimy” Gijón Santos, Marco Antonio “Boluda” Altamirano, César Ramiro “Garu” Galarza López, Héctor “Teto” Ortega y, Josimar “Jossy” Ortega Cristóbal, al mando técnico de Omar “Contender” García.

Sin embargo, habrían reconocido también que Chihuahua y Oaxaca, su resultado iba a depender de los errores de concentración tanto en su aspecto ofensivo y defensivo, esto, porque el duelo final se veía y sí, en realidad, fue sumamente parejo por el pase a la final.

Aquí desde esta segunda zona metropolitana mas extensa en superficie del país y, tercera en población a nivel nacional, los seleccionados varoniles oaxaqueños llegaron con severas limitaciones, a pesar de ello en ningún momento se vieron disminuidos en lo anímico,  prueba de ello es que llegaron como auténticos guerreros, mentalizados en el triunfo y con esa dignidad se colocaron entre los cuatro mejores equipos del país para disputar el máximo reconocimiento de este nacional denominado “De la Calle a la Cancha”.

Los comentarios acallados, finalmente salieron entre los integrantes de esta selección que vino desde el Sur para ganar lo que por derecho reclamaban porque venían a dejar el todo por el todo, a jugar más de corazón que con respaldo. “Llegamos aquí sin nada pero sí, con valores como oaxaqueños, por eso, con ese mismo valor personal y de grupo venimos a jugar y veníamos por el máximo cetro”.

Aquí, en el terreno de juego de las instalaciones del Centro comunitario “Bicentenario de la Independencia”, desde donde se observan las montañas que rodean esta Sultana del Norte ubicados en la Sierra Madre Oriental y Sierra de Las Mitras, aquí en proximidades de “El Cerro de la Silla”, entre otros, los oaxaqueños vinieron a hacer historia de vida, de sueños, de aspiraciones y de valores, sí Oaxaca es grande como la grandeza de quienes por su estado hacen aún en la adversidad todo lo posible por la consolidación de sus sueños. Felicidades a Oaxaca por sus logros obtenidos.